Furia

furia

Furia

Jonathan Kellerman

Jonathan Kellerman es un maestro a la hora de eclipsar lectores con sus intensas historias policíacas engalanadas de una penetrante psicología contextualizadas en los callejones más sórdidos de los Angeles. Furia sitúa,  un intrincado caso nuevo, en el punto de mira de Delaware y el detective Milo Sturgis donde volverán a lidiar con aparentes e irresolubles incógnitas relacionadas con un antiguo caso que resurgido acaparando dimensiones impactantes y letales.

Troy Turner y Rand Duchay eran unos adolescentes cuando cometieron el brutal secuestro de un niño que finalmente acabó muriendo. Ambos fueron acusados y encarcelados, Troy un sociópata implacable acabó muriendo en la cárcel pero Rand a sobrevivido a su larga estancia entre rejas y, a sus 21 años como exconvicto, solo tiene una necesidad imperiosa, hablar con el psicólogo Alex Delaware pero finalmente esa conversación nunca se llevó a cabo.

¿Qué ha pasado con Rand? Su muerte ¿ha sido una jugada fortuita del destino? o por el contrario ¿alguien ha estado esperando pacientemente su salida de la cárcel para ponerle fin a su vida?. Ambas opciones parecen muy factibles pero Delaware sospecha una motivación más oscura y profunda.

Mientras Delaware y Sturgis remontan sus pasos a través de un caso de asesinato espeluznante que devastó a una comunidad, descubren un escalofriante legado de locura, suicidio y asesinatos múltiples. Ahondar en este caso significa destapar verdades muy feas y  cuanto más corta es la distancia de un crimen indescriptible, más cerca están de desenmascarar a un monstruo escondido.

Reseña:

Me gustan mucho las historias de J. Kellerman, en este último thriller “intelectual”, pasamos la mayor parte del tiempo leyendo el diálogo entre Alex y su colega, el detective Milo Sturgis, diseccionando una variedad de pistas desconcertantes; sus habilidades para encontrar motivos y engendrar hipótesis se han llevado al límite.

La historia comienza con la muerte de un niño por dos adolescentes. Alex los entrevista para ayudar a determinar si deberían ser enjuiciados como adultos, pero el acuerdo de culpabilidad los pone, a ambos, en una prisión juvenil sin procedimientos judiciales. Uno de los jóvenes es asesinado un mes después, pero el otro sobrevive ocho años en la cárcel (con cicatrices en abundancia) y sale con la intención de volver a hablar con Alex, presumiblemente con nueva información sobre el asesinato.

Antes de que la reunión pueda tener lugar, aparece el cadáver asesinado de este joven y comienza la carrera para descubrir qué está pasando. Al parecer, hay mucha más gente de lo que se podía esperar y un asesino, ingenioso pero insidioso, finalmente es desenterrado. La aplicación de la justicia al final del libro es una conclusión magnífica, a pesar de que parecía que la novela terminaba de forma escabrosa, considerando que estaba empecinado en alcanzar el resultado.

Otros libros del género policíaco:

Los lectores de Furia también leyeron: